Se puede dormir en un Monasterio en Bulgaria?

Si, se puede.

Uno de los deseos de este viaje era dormir en un Monasterio ortodoxoso algún día y no encontré ninguna información al respecto.

Si alguna página que te hablaba de los monasterios dónde te podías quedar pero nada de como reservar o cuanto costaba hacerlo.

La información que me iban dando a lo largo del viaje era que si no estabas casado no podías y que ademas de estar casado debías de llevar el libro de familia consigo.

Escribimos al consulado a la embajada, preguntamos incluso en la oficina de turismo de Sofía y en la de Bulgaria y….NADA.

Algunos de los Monasterios dónde leímos que podías pernoctar:

1 – Monasterio Etropolski “Santa Trinidad”.
2 – Monasterio de Troyan “Asunción de la Virgen María”.
3 – El Monasterio de Klisura de “San Cirilo y San Metodio”.
4 – Monasterio Cherepishki “Asunción de la Virgen María”.
5 – Monasterio de Sveta Bogoroditsa o Sedemte Prestola (Los Siete Tronos).
Al final del viaje pudimos verificar que puedes dormir en todos los Monasterios, Monasterio de Bachkovo, Monasterio de Rila…depende de la época del año, por la fluencia de la gente ya que en Semana Santa es bastante complicado.
Simplemente tienes que preguntar a los monjes que pasean por el patio y amablemente te dicen lo que cuestan y si hay espacio.
Nosotros preguntamos el precio en dos de los Monasterios que  visitamos:
Monasterio de Bachkovo: tienen celdas dobles, antiguas con baño compartido (10 lv la habitación) y las nuevas con baño en el interior (50lv la habitación) si quieres comer lo tienes que avisar con tiempo.
– Monasterio de Troyan: con celdas dobles, nuevas con baño en el interior (20lv la habitación) no te dan la opción de poder comer.
Ventajas de dormir en un monasterio, disfrutar del mismo sin nadie y poder acudir a misa (ortodoxa) con los monjes, en nuestro caso la misa fue a las 8am. Hablar con ellos tranquilamente, te enseñan estancias que no están abiertas al público.
Las habitaciones disponen de nevera, televisión, ropa de cama, toallas:

 Desde luego que de haber sabido con anterioridad lo fácil, barato y cómodo que era dormir en los Monasterios lo hubiese utilizado más.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *